Nubia-Z7

Los teléfonos sin marco se están poniendo peligrosamente a la moda en Asia y son ya varias las compañías que se animan a ofrecer un terminal con pantalla “libre” de “bordes”. Nubia es el nuevo fabricante que se lanza a la aventura y lo hace además con un smartphone bastante particular. El nuevo Z9 de la casa, que es el nombre que recibe, apuesta así por la llamada tecnología FiT o “Frame interactive Technology”, gracias a la cual podrás activar diferentes tipos de funciones y controles según cómo agarres los bordes de aluminio del teléfono.

De esta forma, podrás configurar el equipo para que se desbloquee cuando lo sujetes de una determinada forma -aunque no es precisamente el método más seguro para evitar que cualquier indeseable te cotillee el móvil. Agarrando el termina de manera habitual con una sola mano, podrás deslizar tu pulgar hacia arriba o hacia abajo para pasar de una app a otra, por ejemplo, y si lo pones en horizontal y lo sujetas con los cuatro dedos -segunda imagen a la izquierda de la ilustración que tienes bajo estas líneas-, la cámara de fotos se activará sola. Hay que tener cuidado con esta solución, ya que en caso de tenerlo configurado, tendrás que evitar adoptar esa posición para que no se arranque mientras ves por ejemplo un vídeo o haces otra cosa con el teléfono en posición apaisada. Si deseas ajustar el brillo de la pantalla, debes deslizar dos dedos por ambos lados del teléfono, y apretándolo un par de veces con la mano, haces una captura de pantalla.

Nubia dice que las aplicaciones de terceros son más que bienvenidas a su nuevo Z9, de forma que podríamos ver en el futuro cómo otras soluciones independientes aprovechan la tecnología FiT para sacarle aún más provecho.

Por lo demás, tenemos ante nosotros un dispositivo con pantalla de 5,2″ (1080p) fabricada por Sharp, un procesador Snapdragon 810 junto a 3 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento interno en su versión ‘Classic Edition’ (en color negro únicamente, por cierto). Existe un modelo ‘Elite Edition’ en dorado con 4 GB de RAM y 64 GB de capacidad de memoria.

A nivel fotográfico, el Z9 de Nubia es de los primeros equipos en apostar por el sensor CMOS IMX234 de Sony (el LG G4 también lo hace), ofreciendo una resolución de 16 MP y una lente luminosa, f/2.0, con estabilización de imagen óptica y grabación de vídeo en 4K. En el frontal existe un sensor de 8 MP también de Sony, con una apertura f/2.4 y de tipo gran angular. Ambas cámaras disfrutan de una interfaz propia (y nueva) llamada NeoVision 5.1 con posibilidad de controlar manualmente numerosos parámetros de captura así como utilizar una buena cantidad de modos y trucos fotográficos.

En cuanto al resto de prestaciones, cabe señalar que corre Android Lollipop, tiene un grosor de 8,9 milímetros e incluye sensor infrarrojo. Su batería es de 2.900 mAh y viene con NFC.

El Z9 de Nubia tiene un coste de 3.499 yuanes (560 dólares/494 euros al cambio) en su versión Classic, y se cuelga una etiqueta de 3.999 yuanes (unos 645 dólares/731 euros) para el modelo Elite. Habrá más adelante (no hay fecha concretada) una tercera variante con lector de huellas dactilares que se llamará ‘Premier Edition’ y que costará 4.499 yuanes (725 dólares/822 euros al cambio). Tanto los Z9 Classic como Elite estará disponibles en China a partir del 21 de mayo.

Anuncios